Trasplante de células madre para el tratamiento del accidente cerebrovascular

El trasplante de células madre del estroma de la médula ósea (MSC) en un modelo animal (rata)  de accidente cerebrovascular inducido produjo la recuperación funcional y estructural, que coincidió con la activación de la microglía y el crecimiento de nuevos vasos sanguíneos. Estos resultados, publicados en la revista Cell Transplantation, podrían tener un importante significado en el tratamiento del accidente cerebrovascular en los seres humanos.

El estudio examina los efectos del trasplante sistemático, tanto alogénico (en ratas) como xenogénico (en humanos), de células madre de médula ósea en ratas de laboratorio un día después de un ictus inducido. Los resultados muestran la existencia de una importante recuperación del comportamiento motor desde el primer día. 

El momento en el que se efectúa el tratamiento con células madre es fundamental para la magnitud de los efectos positivos. De hecho, fue más eficaz cuando se realizó inmediatamente después del ictus que cuando se hizo siete días después.
 
Aunque se desconoce cual es el mecanismo por el que el trasplante de MSC logra estos efectos, los autores proponen que posiblemente las células gliales activadas puedan jugar algún papel en la respuesta, tal vez mediante la separación de la región infartada y limitando la propagación del daño cerebral isquémico sin inducir la formación de cicatrices.

Fuente: Revista de Neurología

Volver

 

Carlos Silva Vildósola 1300 Depto. 22 / Providencia / Santiago - Chile
Fonos: (56-2) 2232 9347
e-mail: presidencia@sonepsyn.cl
Powered by Etomite CMS.